POEMAS

ENLAGA en Poemas del Alma

Presentado por Poemas del Alma

miércoles, 6 de abril de 2011

LECHE FRITA

Era y es uno de mis postres favoritos, en casa había cabras que cuidaba mi madre, la leche era para el consumo de la casa, algún que otra parroquiana a la que mi madre le venía unos cuantos litros y algún que otro chotillo que vendían a Pedro Moreno carnicero de Baños, este lo llevaba al matadero que había en el pueblo en la parte de arriba, para luego venderlo su  mujer Rosario por kilos en la plaza de abastos.
Como decía, la leche de cabra abundaba en mi casa, cuando paría alguna cabra mi madre regalaba  a las vecinas los calostros y siempre dejaba leche de más para los postres, entonces no había flanes, ni natillas, ni tan siquiera yogur, los postres lácteos te los tenías que hacer tú, como el arroz con leche, huevos moles, natillas, flanes, pan sopáo etc........

En esta época siempre dejaba leche de más para las magdalenas, recuerdo que íbamos a la panadería de Bartolo Cantarero a  a la de Ana la del serio con aquellos barreños llenos de masa echos la noche anterior, luego en el horno llenábamos los cucuruchos de papel  y cada una ponía una señal en la lata, para no confundirlas cuando las sacaba  con aquella pala larga el panadero.
Pero hoy quiero dejar la receta de leche frita, estamos en época de Semana Santa donde ahora en cualquier casa por estas fechas se hacen torrijas, pestiños, flores, tortas y lo que más me gustaba a mí,  los hornazos, que nos comíamos como colofón final de semana santa el Domingo de resurrección después del abrazo.




RECETA DE LECHE FRITA
INGREDIENTES :

LECHE UN LITRO (en mi casa se hacía con  leche de cabra) se puede poner leche normal o desnatada
TRES HUEVOS
HUEVOS(dos para rebozar)
CANELA EN RAMA Y MOLIDA
AZÚCAR ( Un cuarto de por dentro y otro cuarto para rebozar)
MAICENA(diez cucharadas soperas)
VAINILLA
HARINA
AZÚCAR DE CAÑA 
ACEITE DE BAÑOS
SAL(la punta de una cucharilla de las de café)
CORTEZA DE LIMÓN

En un cazo se pone a cocer la leche 800 cl con canela en rama, mi abuela le ponía hilo para que no se rompiera, vainilla, corteza de limón y una pizca de sal, se movía para que no se pegara, se dejaba hervir durante un cuarto de hora.
En otro recipiente se ponía 200 cl. de leche para disolver la maizena y un cuarto de azúcar.
Se baten tres huevos y se añade al recipiente dónde hemos disuelto la maizena.
Se quita de la leche la cáscara del limón y la canela en rama.
Después se mezclaba con la maizena diluida y no se dejaba de mover, hasta que espesara.
Tenía que quedar más bien dura, se vaciaba en una  fuente  cuadrada, pues después se cortaba en cuadraditos una vez fría .
Con un cuchillo cortaba mi abuela a trocitos cuadrados esta masa.
Y tenía preparada dos fuentes una con un huevos batidos a punto de nieve, otro recipiente con harina  y en otra mezcla de azúcar un cuarto, con canela molida, una cucharada de las de sopera.
En una sartén se ponía aceite a desahumar, los cuadraditos los embarruñaba en el huevo batido, después en harina y los echaba en la sartén, una vez dorados por ambos lados, los ponía a escurrir el aceite en el escurridor
( yo los pongo en un plato con papel de cocina  para que empape el aceite sobrante ) y después los envolvía en la mezcla de canela y azúcar.
Por último se le pone unas gotitas de azúcar de caña, este opción es mía y ya veréis que postre tan exquisito.
Probarlas a hacer y después me contáis como saben con un café .