POEMAS

ENLAGA en Poemas del Alma

Presentado por Poemas del Alma

domingo, 7 de agosto de 2011

CARTILLA DE ESCOLARIDAD

                                                                           
Estas son las cartillas de escolaridad de mi marido  y la mía la de él está abierta el 2 de Octubre de 1962 en la escuela S:G nº 5 de Baños de la Encina, después se cambiaría a GDA nº 11 SAFA en las escuelas de A.DA.RO cerca de donde vivía con su familia en el cortijo de Cañada de Icosa conocido como Cañicosa, donde estaba mi suegro de vaquero con los dueños de la ganadería Félix Gomez.
A mí me  abrieron la  matrícula  en el colegio de las Hermanas Apostólicas de Cristo crucificado de Baños de la Encina
estuve hasta que hice 6º, luego pasé al grupo mixto de nuestro padre Jesús del Llano donde acabé  7º y 8º   para sacar el graduado escolar , estos dos cursos me los dio Doña Anita Tendero,
que  con la hermana Mercedes fueron las personas que junto con mis padres hicieron que me formara, para luego sacar otro curso más importante el curso de la vida.
Tengo unos recuerdos preciosos de mi paso por la escuela, como dije en otras entradas de mi blogs, 1º y 2º lo di con la hermana Dolores, 3º con la madre Manuela,  4º con la hermana Elisa, 5º  y 6º con la hermana Mercedes, 7º y 8º con Doña Anita, después hice otros cursos complementarios en übeda y por correspondencia en el centro de estudios A.F.H.A.España
Ahora que se va a cumplir 50 años de la apertura del colegio de las monjas como le llamamos cariñosamente, este es uno de mis primeros recuerdos la cartilla de escolaridad, siempre firmada por mi padre que orgullosa mente disfrutaba en aquellos fines de cursos con bandas verdes de seda entregadas a quien sacabas las mejores notas, dependiendo del ancho según la calificación, luego los bailes, el candil, la representación de "LA OVEJA DESCARRIADA" original de una de las madres coofundadoras.
Cuando se inauguro la escuela de las monjas yo tenía algo más de dos años, así pues no fui de las primeras pero no tardando mucho mis padres me inscribieron y aunque no recuerdo bien mis primeros cursos, (1º y 2º) sí que me acuerdo de la hermana Dolores, que me castigó por levantarle el sudario negro enlazado en aquella especie de diadema cuadrada blanca, cuando estaba explicando la lección un día, nos ponía alrededor de la mesa e íbamos leyendo pasando la cartilla una a una, yo esperaba mi turno justo detrás de ella, estábamos aprendiendo a leer, siempre sentí curiosidad si debajo de él tenían pelo o eran calvas, cosas de niñas, entonces tendría unos 5 o 6 años, pero recuerdo perfectamente, que me quedé sin recreo.
También algo confuso la entrega de las medallas de hijas de María la que conservo con mucho cariño, la cinta algo deteriorada por el paso del tiempo,  al igual que la insignia de cruzada
En la que al jurar se hijas de Jesucristo, nos hicieron entrega, en otra ocasión la pondré, conservo esta fotografía de ese día en la que estamos las tres abanderadas, Isabelita Garrido, Josefina y yo.
Los ejercicios espirituales, el día de los negritos, la tómbola de beneficencia donde aportábamos cosas de nuestra casa para la rifa, la catequesis, son tantos recuerdos y sobre todo gracias a Don Juan Muñoz.-Cobo por tener el acierto de traer a las monjitas.
 Este es mi humilde homenaje a quien tanto nos dieron a las niñas de Baños de la Encina las HERMANAS APOSTÓLICAS DE JESUCRISTO CRUCIFICADO.