POEMAS

ENLAGA en Poemas del Alma

Presentado por Poemas del Alma

miércoles, 25 de noviembre de 2015

POLVORONES DE CHOCOLATE






No descubro nada que no se haya hecho ya, solo que lo pongo a la práctica y es lo que he hecho, ésto de las redes sociales e Internet, te abre un mundo de posibilidades de hacer recetas nuevas, para que la gente que sigue mi blogs las haga y yo a la vez aprender hacer platos nuevos..
Es lo que he hecho, hacer polvorones de chocolate copiando la receta, en casa siempre se festejaba la Navidad con dulces caseros y con los que le regalaban a mi padre en aquella cesta de la Empresa Adaro, llevaba cosas esenciales, un kilo de legumbres, tripa de chorizo  y salchichón, lata de melocotón en almíbar, una botella de sidra,  otra de vino quinado, anís, etc...
Mi madre y abuela hacían unos mantecados riquísimos de almendra, se echaba mano a unos de los hornos del pueblo, Bartolo, Ana la del Serio o Ganforro, ya que pocas casas disfrutaban de horno, solo había lumbres o placas de leña, a finales de los años cincuenta empezaron a legar a los hogares nuevos inventos como el infiernillo de petróleo, más tarde las cocinas a gas éstas ya llevaban incorporado horno y por último nos invadió la electricidad con placas y hornos eléctricos, y el tan utilitario microondas.
Los ingredientes son fáciles de encontrar en cualquier súper o tienda de barrio y viendo los resultados los haré en otra ocasión de canela, aceite o limón...


                                                INGREDIENTES

* 500 GRAMOS DE HARINA NORMAL O DE FUERZA
* 250 GRAMOS DE MANTECA DE CERDO
* TRES CUCHARADAS SOPERAS DE CACAO EN POLVO
* 250 GRAMOS DE AZÚCAR GLAS
* 250 GRAMOS DE CREMA DE CACAO
* PAPEL DE HORNEAR TRES HOJAS
* RODILLO

Se pone la harina extendida sobre papel de hornear en una bandeja y se mete al horno precalentado a tostar durante veinte minutos, con el horno a 150 grados, se mueve de vez en cuando para que no se aterrone.
Por otro lado en una fuente honda se calienta durante un minuto la manteca de cerdo para poder manejarla.
Se van incorporando la azúcar glas, el cacao, y la crema de cacao, primero movemos con un tenedor, luego vamos añadiendo la harina una vez que se ha enfriado un poco, se puede mover con una cuchara de palo para aligerar que se enfríe.


Colocamos papel de hornear y sobre él se pone la masa, encima cubrimos con otro papel, vamos estirando la masa con ayuda de un rodillo hasta dejar un grosor de centímetro y medio aproximadamente y con un molde o en su defecto un vaso de los de licor cortamos y ponemos en la bandeja que hemos cubierto de papel para facilitar que no se queden pegados.
Se hornea sobre diez minutos a 180 grados, con el horno precalentado.
Una vez pasado este tiempo y calientes se espolvorea con con poco de azúcar glas que hemos dejado, se pone en un colador para que se cubran mejor..

Ya se va oliendo a ambiente de Navidad, solo tienes que ver los anuncios de la televisón, el encendido de luces en ciudades y pueblos.
Aún queda un mes y sin embargo estas fiestas entrañables hacen que volvamos atrás, a nuestra infancia para recordar esos días mágicos.
La Navidad ya no es igual cuando faltan personas queridas en nuestra mesa esa noche, la de la Noche Buena, o Noche vieja, para recibir al nuevo año, pero seguro que si cerramos los ojos por un instante vemos sus caras sonrientes.
Es el Espíritu de la Navidad, el misterio que hace que esos días, se nos olviden las preocupaciones, solo basta  ver las caras de nuestros nietos, para seguir haciendo las mismas cosas que hacían nuestras madres, para que nuestros hij@s y niet@s recuerden sus Navidades como nosotros ahora recordamos las nuestras.

domingo, 15 de noviembre de 2015

ACEITUNEROS


Están verdes las aceitunas, dentro de poco se volverán negras y para primeros de Diciembre comienza la cosecha.
Aceituneros de pío, pío ¿cuantas fanegas habéis cogío?

Que distinta la forma de coger aceituna  de cuando yo gané mi primer jornal, 210 de las antiguas pesetas, ese año hubo una temporada enorme, iba con el Señor, Bueno los Altozanos, el tractor lo llevaba Vidal, la gente, tanto para ir como para venir íbamos montados en  el  tractor primero vacío, luego lleno de sacos de aceituna, el primero se llevaba a la cooperativa antes de las doce, el segundo nada mas comer y el resto al terminar la jornada metida la aceituna en sacos, ya limpia y nosotros los jornaler@s encima de ellos, ya veis sin cinturón de seguridad, ni nada de ná, a pelo sobre los sacos y aperos de labranza como manteos, medias, etc, las esportillas las dejábamos en el corte entre los troncones de las olivas escondidas, cada una sabíamos muy bien reconocer nuestra herramienta de trabajo.
 Nada mas llegar encendían la lumbre, los manigeros porque había dos uno para los hombres y otro para las mujeres se encargaban todo el día de vigilar que nadie estuviera parado,  ni se quedara aceituna en las olivas o tiradas en el suelo, el Currillo para los hombres y Juan Pedro para las mujeres.
En la limpia había dos hombres o limpiadores, una para la aceituna cogida de las ramas y otra para las recogidas en esportillas del suelo y dos chiquillos de no más de doce años, que llevaban para si se escapaba algún terrón de tierra  o ramas de oliva la quitara con sus manos, las hojas caían al suelo haciendo grandes montones que al mudar de sitio el ato, se encargaban de prenderles fuego para no dejar suciedad en las camás, las manos  se les quedaban heladas y con piedras metidas en la lumbre se calentaban, al igual que las mujeres, los hombres a la vuelta con las medias vacias iban con piedras para que nos calentasemos las manos..
Las mas jóvenes nos tocaban ir con los manteos, eramos las primera en empezar con ayuda de los hombres que nada más estar  lista le primera oliva se ponían a  varear a base de palos con varas hechas de eucalipto, chaparro u oliva  de unos dos o tres metros de largas, que cuando empezaba el día, pesaban tres kilos y al acaba la jornada 20, los brazos los tenia bien fuertes y musculosos sin utilizar largas horas de gimnasio, y los abdominales como una tableta de chocolate de llevar medias (espuerta de esparto ) a la limpia, (artefacto donde limpiar la aceituna).
Siempre íbamos cuatro o seis mujeres poniendo y quitando manteos debajo de las olivas y las camás dos hilás de mujeres cogiendo detrás la aceituna del suelo, todo el día arrastradas esportilla alante, las aceitunas que había entre oliva y oliva, las camás, se cogían en cuclillas y de eso se encargaban las las jovencitas.
El atuendo mas parecía de primeros de siglo veinte, refajos largos y camisa ancha para poder llevar debajo varias mangas, hace tanto frrio en los meses de recolección, a medida que ibas entrando en calor te quitabas jerséis, eso de estar todo el día arrastrada debajo de la oliva hacia que el frío del barro, te calara hasta las huesos, mi madre el segundo año, me puso una delantera de escay para que esa humedad no dañara mis rodillas como a ella le pasó
Lo mejor, el momento de la talega, nos sentábamos alrededor de la lumbre si hacia frío o debajo de la oliva si hacia calor, se hablaba de todo lo que acontecía en el pueblo, mientras se vaciaban las fiambreras con  sencillos manjares, los hombres se pasaban la bota de vino entre ellos, todo era armonía familiar y luego vendría el remate (fiesta como término de recoleccion de la aceituna) al final de la temporada, habría que echarle el pañuelo al amo o en su ausencia al manigero, para que se hiciese saber.
Andaluces de Jaén, aceituneros altivos, decidme en el alma quien ¿de quien son estos olivos?
Las fotografías en blanco y negro las he cogido de la cooperativa de Jesús del Camino de mi pueblo Baños de la Encina (Jaén)  Bien nos pueden decir aceituneros y a mucha honra, ese es parte de nuestro sustento
Nuestro pueblo tiene miles de olivos centenarios, incluso me atrevería a decir que casi milenarios como su castillo Burgalimar.
Nuestro oro liquido ha sido y es el motor de la provincia de Jaén, el trabajo en el campo a veces no esta pagado con las de fatigas que se pasa.
Es cierto que ya nada es igual, claro que para las grandes casas, lo pequeños agricultores siguen como antaño cogiendo la aceituna, poco mas que una vara, unas espuertas y un rastrillo para hacer montones de aceituna, ya no se limpia en el campo, las nuevas tecnologías también han llegado en la forma de moler la aceituna, ahora se lavan, se clasifican por rendimiento, aquellos antiguos molinos han dado paso a maquinarias modernas dando como resultado un aceite superior refinado y extra virgen embotellado, que hace las delicias de nuestra cocina y nuestras mesas.
Ya no se sirve a granel, entonces cada casa tenia una tinaja o bidón donde se almacenaba el aceite para todo el año, se llevaban en cantaros metidos en alguarines de hierro sobre  mulos o borricas hasta sus casas y se vaciaban en ellos donde se conservaban .

En Baños de la Encina hay dos cooperativas, Jesús de Camino y Jesús del Llano dando por nombre a los aceites. Aceites Milenarios y Nuestra Señora de la Encina

sábado, 14 de noviembre de 2015

FANATISMO

Yo me pregunto, ¿ que clase  de religión manda a matar a personas inocentes? todo fanatismo esta fuera de lugar.
En la Biblia, el Antiguo Testamento hablan de crímenes justos, como cuando mandaron a matar a todos los niños que nacieron cuando el niño Jesús, matar corderos para agradar a Alá, matar para limpiar la sangre, matar, siempre matar
Nunca olvidaremos los Españoles aquella masacre, al igual que ahora los Franceses el viernes trece  de un Noviembre, nada puede , ni podrá confortar ninguna explicación a una madre, padre, hermanos, esposa, marido ... Y a los hijos quien le podrá explicar que a sus padres los mataron sin un motivo que justificar.

Tres de los ocho terrorista consiguieron detonar el cinturón lleno de explosivos, los otros fueron abatidos.
¿Tan grande es Alá, que hace que les borre el pensamiento y se inmolen? ¿ que clase de personas son? ¿acaso no tienen  padres, hijos, hermanos?.
No, no lo entiendo y nunca lo entenderé, solo puedo decir que los aborrezco y si alguno ha quedado se pudra en una cárcel hasta la muerte, que allí le rece a su Dios a ver si va a salvarlo.
Odio las Religiones fanáticas.
Odio a quienes lavan los cerebros a jóvenes que apartan de su familia, de la sociedad, hasta conseguir que ellos mismo se maten y maten a seres inocentes.
No estamos a salvo de estas personas, porque ¿ quien nos dice que a quien le damos cobijo no es uno de ellos? puede que bajo la apariencia de piel de cordero, se esconda un lobo feroz.
Lo siento pero esta rabia que llevo hoy dentro de mi, me hace pensar así, me ha hecho recordar aquellos días de incertidumbre, aquel trayecto que hacia con mi hija para ir a Madrid en los trenes de cercanía y que por destino de la vida deje de hacer.
Un abrazo para todos los Franceses que hayan perdido a un ser querido, mi apoyo a todos los que milagrosamente han salvado la vida y a las familias que por culpa de una indeseables, mal nacidos sus vidas han quedado rotas para siempre

sábado, 7 de noviembre de 2015

¿ Y TU ME PREGUNTAS?

Mirando correr el agua  del rio, en una tarde de verano
Me preguntaste si después de muchos años te seguiría amando
Claro que si y te llevare al altar, seras mi mujer  y entre los dos una tarta hemos de cortar
 Te prometí quererte  y al volverte a besar, cerraste los ojos y empezaste a soñar

Con un vestido blanco, velo trenzado en el pelo y miles de flores te irán a rociar
Los dos conseguimos que este sueño nuestro, se hiciera realidad

Y tu me preguntas
¿Me seguirás amando ?
Y yo te contesto
Cada día más
Y crecerá este amor
Igual que gotas de agua en el mar
Serás mi eterna amante
Mi dulce niña a quien amar
Si miras al cielo
Y estrellas te pones a contar 
Te faltará universo
Pues yo te quiero mucho más
El aire que te diera
A mi me estorbará
Y cuando germine un hijo nuestro
Y tu me vuelvas a preguntar
Que si te sigo amando 
Te volveré a contestar
Te quiero como a nadie he querido
Como nadie te querrá
Mas que a nadie en este mundo
Y te volvería enamorar
Si volviera a nacer
Y te volviera a encontar







martes, 3 de noviembre de 2015

AUSENCIA





Por un beso, una caricia, no sabes cuanto diera
Una mirada tuya, el roce de tus manos
Amarte en penumbra, que no fueras una quimera
Sentir tu aliento, creer que no te has ido
Que fuera siempre, siempre, Primavera
Y tu me pides que espere y yo suspiro
Huelo tu perfume, como si lo hubiera
Tus labios rozan mi cuello, buscan mi boca
¿Estoy despierta o sueño? eso, saber quisiera
Mis sabanas notan tu ausencia
Están frías y mi alcoba espera que espera
Que llege tu presencia y la inunde
Mi imaginación sueña y vuela